Caso de éxito: Termografía sobre drone para Villavicencio

Recientemente, la empresa Villavicencio contrató los servicios de USS para realizar una termografía sobre drone en sus montañas desde donde saca el agua. Lee la nota y enteráte sobre este caso de éxito.

¿De qué se trata la Termografía sobre drone?

La termografía sobre drone es una magnífica herramienta que logra la detección prematura de fallos y averías en el mantenimiento predictivo de instalaciones.

Además, permite dejar atrás el pasar horas sobre una escalera con una cámara en mano, o gastar dinero en una inspección desde una aeronave de tamaño real. Las inspecciones de edificios con un dron equipado con una cámara termográfica solo tardan unos minutos.

Esta fabulosa herramienta llevada a cabo por los drones se incorporó, también, a la seguridad de las instalaciones industriales de las empresas y organizaciones de diversos rubros. El uso de sus cámaras termográficas brinda la capacidad de obtener datos que el ojo humano no tendría.

La termografía es una técnica ya habitual en los sectores industriales, de construcción y energético que permite medir con precisión las temperaturas superficiales de un objeto sin mantener contacto físico con él. Esto se produce gracias a la radiación electromagnética en el rango del espectro infrarrojo reflejada por estos.

Sin embargo, la incorporación de cámaras termográficas a los drones, está abriendo un campo de aplicaciones de termografía aérea novedoso al alcance de un mayor número de empresas.

La termografía puede ayudar a los jefes de mantenimiento a detectar una anormalidad antes de que se produzca el problema real. Es obvio que la versatilidad y movilidad que ofrecen los drones permite acceder a lugar desde los que antes era impensable grabar.

Así fue que recibimos el llamado de la empresa Villavicencio para dar solución a un problema dentro de sus instalaciones. Desde USS pudimos conocer el problema para dar una rápida solución en este caso de éxito.

Termografía sobre drone para Villavicencio

Se contacta con nosotros el Jefe de mantenimiento de la empresa para consultar si usábamos termografía sobre drone. Al mismo tiempo, nos pregunta si podíamos acercarnos a la planta para hacer un recorrido y ver si es posible detectar una pérdida de agua que tenían en sus instalaciones.

Pérdida del agua

La empresa Villavicencio posee un caño de 4 pulgadas que hace un recorrido de unos 20 km desde la montaña donde recoge el agua mineral y la planta embotelladora. Por la diferencia del caudal medido a la entrada del caño y otra medición a la salida del caño, les resulta notable la pérdida de agua, por lo que determinan que tienen algún desperfecto en alguna parte del recorrido.

Sucede que cuando la cañería está enterrada es común tener este tipo de problemas constantemente, sobre todo en zonas con movimientos tectónicos , por lo que es necesario realizar recorridos para relevarlo.

Esta cañería está enterrada entre 50 cm y 100 cm, sin datos precisos en su trazado, que puede variar en el orden de los 5 a 10 metros hacia los lados. Por esa razón, era necesaria una intervención tecnológica que brinde seguridad y precisión.

Recorrido en la planta

Desde USS nos acercamos a la planta y hablamos con los responsables de mantenimiento, quienes nos mostraron el recorrido que hace la cañería. Les solicitamos la traza del mismo a través de un archivo KMZ del Google Earth.

A partir del análisis de la traza se decide dividir el trazado en 2 tramos. Se visita un área donde existe un registro (excavación con apertura del caño) para tener una prueba que la cámara termográfica puede detectar una pérdida del agua.

Una vez hecha la comprobación de la detección del registro, al poder diferenciarlo claramente por la temperatura entre el agua y el suelo, se constata que la inspección debe hacerse en horarios de menor incidencia solar.

Esto es vital para evitar que la reflexión de los rayos del sol directo sobre el suelo confunda la detección mediante la cámara termográfica.

Se hace el trabajo desde muy temprano en la madrugada para realizar el primer recorrido y por la tarde cuando el sol caiga, el segundo.

Se realizan los recorridos con vuelo automático y seguimiento en vehículo 4X4, aplicando la traza recibida del cliente, y dando una solución al haber encontrado el lugar de la avería.

Algunas conclusiones

Al utilizar la termografía sobre drone, se pueden revisar grandes cantidades de instalaciones o terrenos en un único vuelo, así como acceder a zonas difíciles.

Nosotros tomamos el compromiso de poner a disposición de nuestros clientes los mejores equipos del mercado. Trabajar con USS es conseguir un nuevo socio. Estamos listos para acompañarte en el camino del uso Termografía sobre drone. ¡Ponete en contacto con nosotros en la sección de comentarios y empecemos a trabajar!

¡Compartir es demostrar interés!

¡Compartir es demostrar interés!