¿Cómo actuar ante una emergencia en el trabajo?

¿Te interesa conocer los mejores protocolos de emergencia para incidentes en un entorno laboral? En esta nota te decimos todo lo que hay que saber sobre cómo actuar ante una emergencia en el trabajo.

1.    Mantener la calma

Cualquier emergencia que se presente en un espacio de trabajo requiere de autocontrol, paciencia e inteligencia. De nada servirá dejarse llevar por un estado de ansiedad donde es mucho más fácil cometer errores.

Es por ello que los expertos en seguridad industrial y ocupacional siempre recomiendan mantener la calma como primer paso para enfrentar una emergencia. Esto facilita las siguientes acciones:

  • Las ideas surgen con más claridad y fluidez.
  • Se hace más sencillo ubicar vías de escape.
  • Transmite seguridad y confianza al resto del grupo.
  • Facilita brindar atención a compañeros lesionados.
  • Es más sencillo usar herramientas e implementos de rescate.

2.    Informar la situación

Otro método de gran importancia para afrontar una situación inesperada en el trabajo consiste en tener claras las formas más acertadas para informar lo que está ocurriendo.

Esto puede manejarse desde dos ámbitos. Por un lado, notificar al resto del personal sobre la presencia de un evento de emergencia. Por el otro, la obligación de contactar a las autoridades para que estas ofrezcan ayuda lo antes posible.

En este sentido, siempre deben estar a la mano los siguientes elementos:

  • Teléfono celular.
  • Cargador de batería.
  • Equipo de radiocomunicación.
  • Acceso a internet, de ser posible.
  • Libreta con números telefónicos de los cuerpos de seguridad.

Así mismo, es necesario conocer qué organismo de seguridad es el encargado de actuar según la situación.

Por lo general, en Argentina es posible marcar el número 911, de uso genérico para la atención de emergencias.

Sin embargo, también es necesario contar con otros datos de contacto, como, por ejemplo, clínicas y hospitales cercanos, centrales de monitoreo, familiares y amigos, entre otros.

3.    Describir del hecho

Cuando se contacta a los cuerpos de emergencia siempre es necesario describir lo que está sucediendo. Y para que esta información sea indicada de manera correcta, es importante aportar la mayor cantidad posible de detalles, y no mentir sobre el acontecimiento.

De esta manera, los agentes de la central telefónica de emergencia podrán canalizar adecuadamente sus recursos materiales y humanos. Un ejemplo de esto es la cantidad de ambulancias, patrullas o camiones contra incendios que deben enviar al sitio.

Igualmente, una correcta descripción de la emergencia permitirá optimizar el personal de socorro, bomberos y policías, sin descuidar otros eventos que puedan presentarse de manera simultánea en otro lugar.

4.    Evacuar el lugar

Ante un evento de emergencia en el trabajo, es vital que las personas que allí se encuentran logren evacuar de manera segura y lo más rápido posible. Para conseguirlo, las salidas deben estar identificadas correctamente.

Además, es necesario que las personas se organicen antes en un punto de reunión, desde donde puedan girarse instrucciones sobre los pasos a seguir. También es necesario que las personas más vulnerables sean las primeras en desalojar, y este grupo puede incluir a mujeres, adultos mayores y niños, en caso de haberlos.

Todo el proceso debe llevarse a cabo transitando por espacios seguros, y no expuestos a accidentes peores. Por ejemplo, en una situación de emergencia debe evitarse a toda costa el uso de ascensores y escaleras mecánicas, así como la manipulación de instalaciones eléctricas.

Importancia de cómo actuar ante una emergencia en el trabajo

Las situaciones de emergencia en un lugar de trabajo pueden presentarse en cualquier momento, ya que son impredecibles. Por más que la empresa o negocio se esfuerce en aplicar medidas de prevención, una catástrofe simplemente ocurrirá sin avisar.

Al respecto, es necesario que el personal de la compañía se encuentre preparado para tomar las acciones necesarias. Estas van desde asegurar el espacio de trabajo, pasando por brindar primeros auxilios a sus compañeros, hasta iniciar un protocolo de evacuación.

En este orden de ideas, la empresa invertir para capacitar a sus empleados en este ámbito, así como también realizar simulaciones de emergencias periódicamente.

Por último, saber cómo actuar ante una emergencia en el trabajo puede evitar la pérdida de vidas, y esto es lo más importante que cualquier empresa debe preservar.

¡Compartir es demostrar interés!