¿Cuál es la importancia de la seguridad electrónica para optimizar recursos en una empresa?

importancia de la seguridad electrónica

El manejo de los recursos en una empresa puede marcar la diferencia entre un año con saldo positivo o en números rojos. Y es que siempre será necesario optimizarlos al máximo. Para ello, te contamos más sobre la importancia de la seguridad electrónica.

Por qué es importante la seguridad electrónica

Los dispositivos de seguridad electrónica se han vuelto tan importantes en los años recientes, que es sumamente raro que alguna empresa no cuenta con al menos uno de ellos en sus instalaciones. Se trata de sistemas prácticos, eficientes y muy útiles para proteger un espacio.

Por lo tanto, la inversión en este sentido debe ser una prioridad para cualquier negocio, sin importar si es pequeño, mediano o grande.

Esto se debe a que las amenazas abundan, sobre todo en las grandes ciudades. Por eso, la importancia de la seguridad electrónica se hace mayor.

Diariamente, se observan noticias sobre robos, hurtos, secuestros, entre otros problemas de seguridad pública, y cualquier empresa puede ser la próxima víctima.

No solo esto, sino que las compañías se enfrentan al reto de sufrir hurtos por parte de sus propios empleados, e incluso por parte de ex empleados resentidos. Y esto no se limita a un bien material, sino también a secretos comerciales o documentos clasificados.

Por todo esto, la seguridad electrónica puede dar grandes aportes al resguardo y buen uso de los recursos empresariales. Veamos de qué manera:

1. Las cámaras de seguridad para monitorear en tiempo real

Como es conocido, las cámaras de seguridad son de gran utilidad para proteger cualquier espacio donde sean instaladas, siempre que no tengan puntos ciegos, claro está. La función de estos equipos consiste en captar imágenes en video en tiempo real.

Estas imágenes son enviadas a una central de monitoreo, que se encargará de analizarlas y atender cualquier situación extraña que involucre los activos de la empresa.

Por lo tanto, si algún objeto de valor, o incluso un simple material de oficina llegasen a extraviarse o ser usados de manera incorrecta, las imágenes provenientes de una cámara de seguridad permitirán determinar los responsables del caso.

2. Los controles de acceso pueden marcar la diferencia

Supongamos que dentro de la compañía existe un almacén donde se depositan bienes de valor, tales como maquinarias, equipos de tecnología, artefactos electrónicos, entre otros.

De ser así, seguramente existirán algunos empleados especialmente designados para administrar estos espacios. Sin embargo, estos deberían contar con un permiso especial para poder acceder, y esto pasa por equipar la puerta con un control de acceso.

Así, se estaría garantizando que solo empleados con la credencial adecuada podrán ingresar al lugar y manipular los materiales requeridos. Si algo se extravía o es robado, estos empleados asumirán la responsabilidad del caso.

3. Sistemas de alarma para dar aviso de un suceso

Así como se mencionó los depósitos donde reposan bienes de valor, también es importante señalar que los sistemas de alarma son imprescindibles para proteger esos mismos espacios, pero también otros, como bóvedas, estacionamientos o archivos.

En este sentido, la alarma se activará cada vez que alguien no autorizado ingrese a esas áreas sensibles. En seguida, la central de monitoreo atenderá la situación y las personas involucradas podrán ser detectadas rápidamente.

4. Sensores de movimiento, un método de gran utilidad

No basta con los sistemas de seguridad electrónica anteriores. Si lo que se busca es blindar al máximo los activos de la empresa para optimizar recursos, entonces también será necesario incorporar sensores de movimiento en áreas sensibles.

Estos dispositivos se encargan de detectar cualquier tipo de movimiento inusual en un perímetro. De presentarse ese hecho, entonces se disparará una señal de alerta que activará la alarma inmediatamente.

Por su parte, estos sensores funcionan mediante luz infrarroja o ultrasonido, e incluso existen modelos que combinan ambas tecnologías.

Además, los modelos más modernos cuentan con la utilidad de reconocer el movimiento de las personas que transitan habitualmente por su perímetro, diferenciándolas de los intrusos. Esto hace de los sensores una herramienta de altísima fiabilidad.

Optimizando recursos gracias a estos dispositivos

Cuando una empresa integra todos estos equipos en sus instalaciones, entonces tendrá un mejor rendimiento en cuento a la existencia, uso y duración de sus recursos. Por lo tanto, a mayor protección, menor pérdida.

Para que estos equipos surtan un efecto real, es necesario que el personal de la compañía sea notificado de esta iniciativa, además de divulgar las consecuencias legales que cualquier hurto, robo o despilfarro de recursos podría tener.

En conclusión, la importancia de la seguridad electrónica se hace cada vez mayor para las empresas, indistintamente de la industria a la que pertenezcan.

¡Compartir es demostrar interés!